¿Cómo la tecnología de inteligencia artificial puede transformar el trabajo?

El aprendizaje automático, la automatización robótica de procesos y la inteligencia artificial conversacional están aquí para cambiar la manera en la que se manejan los negocios. Descubra más sobre la tecnología de inteligencia artificial.

¿Qué es la tecnología de inteligencia artificial?

La tecnología de inteligencia artificial (IA) es un término general que se refiere a la tecnología que permite a las máquinas percibir, comprender, actuar y aprender. Los algoritmos de aprendizaje automático (ML), la automatización de procesos robóticos (RPA), el reconocimiento facial y el reconocimiento de voz son algunos de los ejemplos más comunes, pero el campo es amplio e incluye numerosas aplicaciones de inteligencia artificial.

La IA se puede clasificar en tres niveles diferentes de complejidad:

  • Nivel 1: Tecnología capaz de reconocer patrones, como los de imágenes o habla.
  • Nivel 2: Tecnología que puede vincular datos y hacer predicciones basadas en probabilidades.
  • Nivel 3: Tecnología que puede descubrir nuevas conexiones y aprender de la experiencia.

Como verá, se utiliza la inteligencia artificial en la vida diaria La tecnología de inteligencia artificial (IA) ya es parte del día a día de las personas. A continuación, se muestran algunas de las aplicaciones más comunes de la inteligencia artificial que puede encontrar y ni siquiera darse cuenta.

  1. Asistentes virtuales: Los asistentes virtuales, como Google Assistant o Amazon Echo, utilizan inteligencia artificial conversacional y reconocimiento de voz para crear experiencias interactivas bidireccionales. Por ejemplo, puede solicitar agregar un evento a su calendario. Las diversas tecnologías de inteligencia artificial analizarían su discurso, determinarían qué era relevante sobre el comando y luego solicitarían información más detallada antes de agregar el evento a un conjunto de datos estructurados (el calendario).
  • Casas inteligentes: Las casas inteligentes utilizan dispositivos conectados, como cámaras de seguridad y termostatos para el hogar habilitados para IA. Google Nest, por ejemplo, puede aprender los hábitos de un residente y ajustar la temperatura interior dependiendo de si está en casa o en el trabajo, despierto o dormido.
  • Recomendaciones de medios: Servicios como Netflix, Spotify y YouTube utilizan IA para saber qué les gusta o no a los usuarios. Luego, hacen recomendaciones basadas en esos conocimientos.
  • Transporte compartido: Servicios como Uber y Lift utilizan inteligencia artificial para hacer predicciones sobre cuánto tiempo tendrá que esperar un usuario para que lo recojan, o cuánto tiempo más antes de llegar a su destino.

¿Cómo puede la IA beneficiar a su empresa?

En el pasado, las decisiones comerciales dependían en gran medida de pruebas anecdóticas. Hoy, la situación es muy diferente. A medida que se conectan más dispositivos, la cantidad de datos crece exponencialmente. Maximizar el valor de grandes conjuntos de datos es ahora el desafío.

Con la tecnología de inteligencia artificial, puede utilizar todos esos datos para tomar decisiones informadas y precisas y convertirse en una empresa inteligente. Los datos de los sensores de IoT, por ejemplo, se pueden combinar con servicios basados ​​en la nube habilitados para IA para aumentar la eficiencia de la cadena de suministro. La automatización robótica de procesos (RPA) agiliza las tareas repetitivas y elimina los errores humanos. Los avatares digitales pueden liberar un tiempo valioso para sus empleados y optimizar los servicios para sus clientes. El aprendizaje automático puede mejorar la previsión. ¿Tiene datos abundantes pero infrautilizados? Quizás la IA pueda ayudar.

¿Qué es el aprendizaje automático?

El aprendizaje automático es un término genérico para un tipo de inteligencia artificial que aprende de la experiencia. Los algoritmos de aprendizaje automático son perfectos para resolver problemas complejos a gran escala. La tecnología se usa a menudo para hacer predicciones basadas en el comportamiento humano o ambiental, también para encontrar ineficiencias o patrones previamente inadvertidos en grandes conjuntos de datos.

Los sistemas de aprendizaje automático son sistemas especializados que solo pueden usarse de manera eficiente y en todo su potencial en sus áreas capacitadas. ¿Cómo funciona? El aprendizaje automático requiere un algoritmo basado en datos. Luego, este algoritmo se «entrena» para que pueda realizar un trabajo específico. Mientras funcione el algoritmo, el conjunto de datos crece constantemente a medida que se observan condiciones cambiantes. Al incorporar estos datos adicionales, el algoritmo continúa su entrenamiento, «aprende» y expande sus capacidades paso a paso.

Las tecnologías de inteligencia artificial (AI) y SAP ERP han sido fundamentales para optimizar y agilizar las operaciones de muchas empresas modernas. Si bien la tecnología SAP ERP en sí misma es una herramienta útil, su integración con la inteligencia artificial y los algoritmos de aprendizaje automático la hacen prácticamente indispensable para las empresas que desean optimizar sus operaciones. A medida que se siguen generando más terabytes de datos de procesos comerciales a lo largo de los años, las tecnologías de IA y SAP solo pueden mejorar y escalar junto con las organizaciones que se transforman digitalmente.

Sé el primero en comentar en «¿Cómo la tecnología de inteligencia artificial puede transformar el trabajo?»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*